Tiempo aproximado de lectura: 6 minutos

Agradecemos a Freedmon Games la copia para reseña de Coromon para su reseña.

Hablar de un tributo a un género de videojuego nos puede dar grandes casos, como la oleada de Metroidvanias nacidos de, pues Metroid y Castlevania, Saints Row con Grand Theft Auto (Que en estos casos son más Copy Paste del original), pero luego podemos ver juegos como Undertale, que hizo un hermoso juego lleno de la nostalgia de los RPG’s clásicos, en específico a la serie de Mother (Earthbound).

Sí, las dinámicas son similares, y la historia se desenvuelve de forma muy similar, pero en cierta forma se logra entregar algo que se siente único, algo que te hace recordar ese pequeño instante de juventud, donde escuchabas esa música de 8 o 16 Bits un domingo por la mañana en lo que tus padres preparaban el desayuno, y aunque los gráficos ahora parecerán obsoletos, en nuestra mente era una película de la más alta calidad.

Algo así ocurre con Coromon, un juego de Freedom Games y TRAGSoft que rinde tributo al Pokémon de las primeras generaciones, ya saben, antes de las Megaevoluciones o las 8,239,234 criaturas por coleccionar con sus diferentes formas regionales y variacolor.

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

Aquí la mecánica es la misma, un joven entrenador, digo, empleado de Lux Solis (algo así como el Pokémonopolio de este mundo) que sale de su casa para investigar a estas interesantes criaturas, aunque en nuestro caso “el joven” era un señor barbón que se asemejaba a nuestra imagen.

Y aunque todo parece igual, la verdad es que se agregan muchos detalles que los fans han ido creando con los años, por ejemplo, el Modo Nuzlocke forma parte de las dificultades preestablecidas (ya saben, solo poder atrapar 1 criatura por región, y si alguna de estas se desmaya en combata, “muere”, y no podrá ser utilizado más).

Además de esto, la elección de tu Coromon se basa en tu personalidad, por lo que con una poderosa revista Eres te harán una serie de preguntas para elegir cuál de los iniciales se adapta a tu forma de juego y vida.

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

El resto es, de nuevo, similar a lo que conoces, tu equipo de seis Coromon se deberán enfrentar a otros entre-empleados y civiles, aprendiendo 4 movimientos base y uno de naturaleza escondida (esos que afectan el campo al aparecer), con la peculiaridad de que cada ciertos niveles, tu compañero subirá de nivel y tu podrás elegir qué mejoras obtendrá, desde vida, ataque, etc.

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

Además de esto, la tabla de tipos también llega, por lo que deberás planear exactamente qué Coromon es eficiente contra otro tipo, aunque si ya tienes tiempo en Pokémon solo será cosa de que te acostumbres al cambio de nombres.

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

En cuanto a la historia, tu deber como empleado de Lux Solis es investigar los diferentes tipos de Coromon, mismos que tienen 3 tipos: Normal, Agresiva y Perfecta (Que aquí no es tanto de suerte, si no de habilidad innata a la criatura), además de recolectar la esencia de los Titanes que habitan la región de Velua, criaturas tremendamente poderosas que controlan y viven en harmonía con su hábitat, por lo que debes probarte en batalla con ellos.

Eso sí, antes de todo esto deberás enfrentarte a un montón de NPC’s, hacer misiones secundarias, fortalecer a tu equipo, etc.

Por cierto, algo curioso es que aquí no usas Pokéballs, si no Spinners (¡Volvieron!) de diferentes clases y fortalezas.

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

Las batallas también pueden sumar mejoras o desventajas, como el uso de ítems, afectar status con veneno, quemadura, etc, y como en el anime, tus Coromon pueden evolucionar a media batalla, agregándole cierto reto (y drama) al asunto. Eso sí, aquí las cosas son como en la Primera Generación, por lo que solo tendrás 1 tipo de habilidad, así que nada de Hada-Fuego o cosas por el estilo, y por lo mismo, al final de todo las cosas se vuelven un poco complicadas, pues no hay combinaciones o balances como en Pokémon, así que más te vale tener Coromon fuertes de cada tipo o vas a perder mucho (y de por si la dificultad puede ser injusta en ocasiones).

Otra cosa es que aquí tendrás un guantalete que te permitirá utilizar los HM o TM’s que afectan a la región, desde lanzar fuego o “gases” que ahuyentan a las criaturas salvajes, empujar objetos pesados, etc.

Lo que más destaca en Coromon son los diseños, animaciones, y el soundtrack del juego, dando un vistazo a como nosotros creíamos que Pokémon se veía en los noventas, lleno de magia, música pegajosa y un mundo lleno de personajes interesantes.

Eso sí, aquí falta mucho de lo que ha hecho evolucionar a la franquicia, desde la crianza hasta las actividades secundarias interesantes, pero también se agregan detalles divertidos, como minijuegos (¡Está Flappy Bird!), o peleas online con equipos al azar. Y aunque la animación es muy, muy bonita, pero si quieres irte rápido lamento informarte que no hay forma de brincarte las animaciones.

En cuanto al diseño de los Coromon están “bien”, pues se siente cuando te compran un juguete pirata del Tortuga Pikachu en la feria, y pues sí, se puede jugar con este, inclusive puede que se vea bonito, pero en el fondo sabes que no tiene la misma magia que el original.

Dado que este juego nació en móviles, es entendible que en consolas de gran potencia se sienta más esta diferencia de calidad, aun así, por 400 pesos no es una mala experiencia.

Conclusión:

Coromon
Reseña: Coromon (Nintendo Switch), un tributo/copia encantador de Pokémon

Si quieres un juego de Pokémon de la vieja escuela y con mucha calidad, checa los remakes de Diamond y Pearl, pero si andas medio pobre dale una oportunidad a Coromon.

La verdad es que Coromon es un juego con mucho potencial para una secuela, pues el mundo y mecánicas establecidas podrían tener mucho más alcance si deciden soltarse de la mano de Pokémon y enfocarse en su propio diseño.

Con un mayor esfuerzo en la música, sistema de pelea y balance de criaturas, no dudamos que de existir una secuela, podríamos tener un excelente juego. Pero por lo pronto se siente “bien”, sin llegar a ser espectacular.

Pero si andas urgido por una experiencia similar a Pokémon, te recomendamos ampliamente darle una oportunidad a Coromon.

Sigue leyendo: