Tiempo aproximado de lectura: 4 minutos

Con un elencazo multipremiado y la historia por contar de uno de los crímenes mas sonados dentro del mundo de la moda es que llega The House of Gucci, la película protagonizada por Adam Driver y Lady Gaga, que contará la historia del asesinato de Maurizio Gucci fundador de la famosa casa de modas.

Polémica desde el inicio The House of Gucci, llegará a los cines a finales de este año, en diciembre para México, y a través de la plataforma Paramount+ para Estados Unidos.

Con un excepcional elenco que incluye a Salma Hayek, Al Pacino , Jared Leto y Jeremy Irons, The House of Gucci está inspirada en la impactante historia real del imperio familiar detrás de la casa de moda del mismo nombre. A lo largo de tres décadas de amor, traición, decadencia, venganza y un asesinato, la familia aprenderá lo que significa un nombre, lo que vale y hasta dónde llegarán por mantener el control.

Con la revelación de posters del cast la película llamó fuertemente la atención del internet al ver a un muuy cambiado Jared Leto, pero la llegada del tráiler solo creo más expectativa.

The House of Gucci

The House of Gucci: Una historia real digna de Hollywood.

The House of Gucci es dirigida por el aclamado director Ridley Scott, la historia cuenta las mentiras, traiciones, venganzas y luchas de poder de la familia Gucci que terminaron en el asesinato de uno de sus integrantes.

Y es que si no te sabes la historia resulta que Maurizio Gucci el aclamado diseñador fue asesinado por un sicario contratado por su esposa Patrizia, la cual fue apodada la viuda negra y cumplió una sentencia en la cárcel para luego salir multimillonaria, créelo o no.

Pues fue sentencia a 29 años de prisión. En octubre de 2011 se le ofreció libertad condicional, aunque lo rechazó declarando que “nunca he trabajado en mi vida y desde luego no voy a empezar ahora”.

La película esta basada en el libro The House of Gucci: A Sensational Story of Murder, Madness, Glamour, and Greed, el cual fue escrito por Sara Gay Forden. El guion sería adaptado por Roberto Bentivegna, un guionista debutante. Asimismo, tanto Scott como su esposa, Giannina Facio, serían productores de la película. 

The House of Gucci

Su libertad se produjo en octubre de 2016 tras 18 años. ​ La sentencia se acortó por buen comportamiento.​ En 2017 se le otorgaron 900.000 libras anuales por parte de la empresa Gucci.​ El tribunal también aprobó el pago tardío en su favor durante su estancia en prisión, acumulando más de 16 millones de libras.​

“La historia es tan épica, las apuestas tan altas y los personajes tan ricamente dibujados que estábamos decididos a llevarla a la pantalla grande. Decir que estamos encantados de formar equipo con Mike De Luca y su brillante equipo de MGM es un eufemismo”. Giannina Facio.

The House of Gucci

Tras el anuncio de la realización de la película en noviembre de 2019, Patrizia Reggiani habló con la prensa italiana diciendo que estaba «honrada de ser interpretada por una actriz del calibre de Lady Gaga» y que estaba dispuesta a hablar con los productores de la cinta para dar más detalles sobre el asesinato.

 ​ Sin embargo, tras una semana de iniciado el rodaje Reggiani declaró que estaba «decepcionada y molesta» de que Gaga no se hubiese contactado con ella para conocerla a pesar de interpretarla en la película y alegó que:

 «No es cuestión de dinero, porque no voy a sacar ni un centavo por la película, es sentido común y por respeto».

​ Poco después, se reveló que los productores de la película le habían prohibido a Gaga mantener cualquier contacto con Reggiani para no promover sus crímenes; por el contrario, Gaga se preparó para el papel viendo varios documentales y leyendo libros sobre Reggiani.

En abril de 2021, Patricia Gucci, prima segunda de Maurizio, ofreció una donde expresó que la familia Gucci estaba «muy decepcionada» por la realización de la película, al decir que: «Están robando la identidad de toda una familia para hacer dinero, solo para alimentar el sistema de Hollywood. Como cualquier familia, tenemos una identidad y privacidad. Podemos hablar de cualquier cosa, pero hay límites que sencillamente no se pueden cruzar».