Uno de los momentos legendarios del rock «encabezado» por Ozzy, conmemora hoy su 38vo aniversario

El 20 de enero de 1982 durante un concierto en Iowa, Ozzy Osbourne decidió tomar un murciélago del escenario y morderlo, ¿el inconveniente? el pequeño animal estaba vivo; dando como resultado uno de los momentos más inolvidables del rock, así como un riguroso tratamiento contra la rabia.

ozzy

En su autobiografía «I Am Ozzy», libro lanzado en 2009 narra con detalles lo que sucedió aquella noche:

“Inmediatamente … algo se sintió mal. Muy mal. Para empezar, mi boca se llenó instantáneamente de este líquido cálido y sombrío, con el peor sabor que puedas imaginar. Podía sentir que me manchaba los dientes y me bajaba por la barbilla. Entonces la cabeza que estaba en mi boca se retorció.

El murciélago terminó mordiéndome ante de morir, y como resultado recibí un tratamiento contra la rabia.

Debía de estar aturdido por las luces o algo así, porque simplemente se congeló y pensé que era un juguete. Simplemente lo puse en mi boca. Luego sus alas comenzaron a aletear y me sorprendió tanto que traté de sacarlo demasiado rápido, pero se le cayó la cabeza»

Y justamente el día de hoy para conmemorar ese evento, Ozzy lanzó en su tienda en línea un peluche de murciélago que puedes decapitar, pero sin la necesidad de poner en riesgo tu vida.

Puedes comprar este simpático en el sitio web de Ozzy por solo 40 USD.

Hablando de notas raras, te puede interesar:

Asesino contrata a asesino que contrata a asesino que…