Tiempo aproximado de lectura: 3 minutos
Agradecemos a Umaiki y Fabraz la copia de Skellboy para reseñar en Nintendo Switch.

Desarrolla: Umaiki Games.
Distribuye: Fabraz.
Estreno: 30 de Enero, 2020.

Género: Acción, Aventura, RPG.
Juegalo en: PC, Switch.
Clasificación: Para todas las edades.

Skellboy es el nuevo juego de Umaiki Games, estudio independiente creador de juegos como Santria Zirkonia. Esta vez, nos traen una aventura llena de humor, arte retro y un personaje esquelético lleno de personalidad.

Chúmbala, cachúmbala, cachúmbala…

Skellboy es algo complicado de reseñar, pues por una parte cuenta con un diseño retro lleno de carisma en un mundo adorable y un soundtrack pegajoso, pero también es un juego que comienza (MUY) lento y tarda en llegar a emocionar.

Comencemos por el principio, tu personaje, Skippy, es un héroe salido de la tumba que debe rescatar el Reino de Cubold de los planes malévolos del mago del Rey, quien se encuentra lleno de ira y rencor tras cortar con la princesa.

La historia, en principio, suena muy sencilla y nada novedosa (y lo es), pero conforme vayas avanzando podrás explorar libremente el reino para resolver misiones secundarias para encontrar mejores armas.

Lo más interesante del juego es que a lo largo de tu aventura, tus enemigos irán perdiendo partes de su cuerpo al ser derrotados, y al ser un no-muerto, podrás equiparlas para cambiar tu apariencia, mejorar tus atributos o conseguir mejores armas.

Esta es una dinámica interesante, pues te mantendrá juntando o combinando diferentes partes de otros cuerpos para conseguir los mejores ataques o defensas, aunque algunas de estas también podrían bajarte la vida, protegerte del veneno, etc.

Lamentablemente esto es lo más entretenido por las primeras horas de juego, pues la historia es muy lineal antes de permitirte explorar, tampoco ayuda que tiene bajones de framerate que nos hizo sentir que el juego se había trabado. 

Eso si, Umaiki se ha comprometido a mejorar estos problemas técnicos en el futuro, por lo que podrías esperar un poco por estos parches.

Conclusión:

Skellboy no es un mal juego, pero tampoco un gran juego, podríamos ubicarlo en un «OK», de ser necesario.

Por un lado tiene mucho carisma y diseños retro llenos de humor, pero por el otro no tiene nada impresionante o novedoso en la fórmula, eso sin contar que se siente muy pesado al principio. Si no esperas mucho de un juego independiente, Skellboy es divertido y bonito, pero existen muchas otras opciones ahí afuera.

Es divertido y te podríamos recomendar probarlo en el Nintendo Switch, pero podrías esperar a una barata.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí