El drama de Warner Bros, DC Comics y Netflix, Sandman, es descrito como un «compromiso económico masivo», el más grande de la televisión (Vía THR).

La aclamada obra de Neil Gaiman David Goyer por fin llegará a las pantallas después de su intento fallido por New Line en 2015.

Pero esta adaptación de Netflix no será nada fácil, pues ha sido descrito como uno de los acuerdos económicos más grandes de Warner Bros. y la compañía de streaming. Además de que DC Entertainment la ha catalogado como su adaptación más cara hasta la fecha.

Sandman será escrita y producida por Allan Heinberg (Wonder Woman, Grey’s Anatomy) junto a Gaiman y Goyer.

Hasta el momento de escribir esta nota, Netflix y Warner se han negado a dar un comunicado oficial que diga el número de episodios, cast o una fecha tentativa de estreno de la serie.

Adaptar Sandman al cine y televisión ha sido un esfuerzo de Warner Bros. desde 1990, quedándose en conflictos internos, pausas o fallos definitivos. El último intento incluía a Joseph Gordon-Levitt Eric Heisserer, cancelándose tras múltiples diferencias creativas.